Acceso área privada colegiados


Introduzca sus datos de acceso:


¿Ha olvidado su contraseña?

MENÚ
INFORMACIÓN DE SEDES

Noticias y actualidad


Quién es quién en la Justicia a través del lenguaje de las togas y los símbolos

Noticias Jurídicas


08 ENE 2020


La Justicia tiene su propia jerga no sólo a la hora de redactar sentencias, sino también en la manera en que el protocolo obliga a vestir a cada uno de sus profesionales dependiendo de la solemnidad del acto.


La diosa de la Justicia, que tiene los ojos vendados, sostiene en sus manos una balanza y una espada. Nada de esto es al azar, ya que cada elemento está cargado de simbolismo, como ocurre con la vestimenta de todos los miembros de la carrera judicial.

 

Conozca todos los detalles del significado de la diosa Justicia.

No es necesario conocer quién es una persona concreta si va ataviado con la ropa de faena para saber, al menos, cuál es su cargo en el complicado organigrama jurídico. El Consejo General del Poder Judicial, a través de diferentes normativas -las más importantes son la Ley Orgánica del Poder Judicial y el reglamento 2/2005 de Honores, Tratamientos y Protocolo en los Actos Judiciales Solemnes-, da instrucciones precisas de cómo deben vestirse jueces, abogados y otros profesionales del Derecho.

Quizá uno de los símbolos más antiguos y, a su vez, el más básico es la toga que llevan prácticamente todos los profesionales en España: jueces, magistrados, fiscales, secretarios, abogados y procuradores. Esta especie de túnica negra se puede considerar como el uniforme oficial en los actos de servicio.

Pero la historia de este atuendo no es tan agradable o bonita como se puede pensar. Aunque fueron los romanos los primeros en elegir estos ropajes en tonos claros, el tradicional color negro actual es fruto del fallecimiento de la Reina María II de Inglaterra el 28 de diciembre de 1694. Como muestra de respeto y luto, los jueces ingleses empezaron a usar el color negro, una forma de vestir que, sin embargo, se convirtió en moda y se extendió rápidamente al resto de Europa.

Desde entonces, las togas han sufrido ligeros cambios en su diseño. Sí se ha notado más en la elección de los tejidos (antiguamente eran de lana o algodón y ya se utilizan materiales sintéticos), así como en los adornos que llevan algunas de ellas como las famosas puñetas.

Eso sí, lo curioso es que el país que puso de moda el negro es el más atrevido a la hora de usar los colores en estos ropajes. Así, los tonos varían en función de la jurisdicción, ya que, por ejemplo, van de rojo los jueces de la Alta Corte de Justicia o el presidente del Tribunal Supremo.

El uso de la toga es obligatorio en los tribunales, por lo que, si algún abogado se olvida de ella, es habitual que haya alguna de préstamo para que no falte a las normas de vestimenta. Incluso el juez podría reprenderle si no va correctamente uniformado, como indica el artículo 34 del reglamento de honores, tratamientos y protocolo en los actos judiciales solemnes.

La toga y otros símbolos sobre ella, como las placas, es la única vestimenta obligatoria que se debe llevar en los tribunales españoles. Los representantes de la Justicia, a diferencia de otras jurisdicciones, se han librado, por ejemplo, de tener que ataviarse con una extraña peluca, que no sólo se eligió para diferenciar a los miembros de la profesión jurídica del resto de la sociedad, sino también para protegerles. Por supuesto, no se trata de un escudo o un casco, pero las pelucas daban cierto anonimato a quienes las portaban, por lo que, en su día, se entendía que así se evitaban revanchas de los condenados en un juicio.

 

Acceda a los detalles más curiosos de las togas.

Sea como fuere, está claro que los símbolos y la vestimenta depende claramente de cada país y de sus costumbres. Buena prueba de ello son las sesiones de la Corte Internacional de Justicia de la Haya, en las que cada juez se viste siguiendo la normativa de su país de origen.

Frases muy curiosas

No sólo de símbolos físicos está rodeada la Justicia. Su importancia es tal que incluso hay frases que han pasado al lenguaje común y diario de los ciudadanos.

Por ejemplo, la malsonante y provocadora Vete a hacer puñetas tiene su origen precisamente en esos vuelillos blancos que llevan los magistrados en las mangas de sus togas.

Una teoría asegura que esta frase se usa con la intención de que a alguien le dejen en paz, ya que elaborar puñetas es una tarea muy laboriosa y larga y, por tanto, tendría al molesto receptor del mensaje un buen rato ocupado.

Sin embargo, hay otra más curiosa que está relacionada con las reclusas de la cárcel de Casa Galera, que estaba situada en el centro de Madrid. Una de las obligaciones de las presas en el siglo XIX era precisamente elaborar trabajos de ganchillo, que se vendían en el exterior. Una vez cumplida la condena, recibían parte de las ganancias para facilitar su reinserción en la sociedad. Por tanto, mandar a alguien a hacer puñetas era, en realidad, enviarlo a prisión.

Y una tercera teoría dice que las elaboraban algunas monjas de clausura, que se encontraban en conventos alejados, lo que explicaría también el porqué se manda a hacer puñetas a alguien que está molestando.

Otra frase muy relacionada con el mundo jurídico -aunque, en esta ocasión, se usa mucho menos en el lenguaje común- es la de con su venia. Utilizar esta expresión a un juez no significa otra cosa que pedir permiso para intervenir, mientras que en el mundo militar se usa a la hora de saludar a un superior.

Pedir la venia es otra versión y, en este caso, su uso está reservado al sector legal, ya que se utiliza para solicitar al tribunal un cambio de abogado.

Los collares de sus señorías

En la solemne apertura del Año Judicial (acto al que pertenece la fotografía de apertura del artículo y que se replica aquí), el presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, Carlos Lesmes, el rey y la ministra de Justicia, Dolores Delgado, lucen sendos collares cargados de simbolismo.

 

Lesmes lleva el Gran Collar de la Justicia, que en realidad es propiedad del Tribunal Supremo. Realizado en oro por el maestro Pablo Cabrero en 1844, consta de 18 eslabones esmaltados con los emblemas de la monarquía y los atributos de la justicia. Diez de ellos lucen un ojo, como antiguo símbolo de los Reales Consejos, mientras que otros tienen en su centro un libro con una espada y la inscripción Justicia y Ley, y los restantes llevan una balanza, un haz de mimbres o fasces, como símbolos del poder y del Estado. Del Gran Collar cuelga la medalla que distingue la presidencia del Tribunal Supremo.

Felipe VI, por su parte, luce el Collar de la Justicia, también conocido como Collar del Ministro de Justicia, que precisamente devolvió el exministro Alberto Ruiz-Gallardón al Supremo en enero de 2012. Fue fabricado por Moratilla en 1871.

La ministra luce el Gran Collar con Cruz de Honor de la Orden de San Raimundo de Peñafort. Esta orden fue creada en 1944 para "premiar los méritos adquiridos en el ejercicio del derecho y la aplicación de la justicia".

Mazo

También llamado mallete, es otro de los símbolos más utilizados a la hora de referirse a la Justicia. Representa la autoridad que tiene cualquier juez para imponer el orden, la seriedad y el decoro que debe imperar en un tribunal. Los historiadores aseguran que se utilizó por primera vez en 1789 cuando el entonces presidente de los Estados Unidos, John Adams, quería llamar a orden en el Senado a sus señorías. Sin embargo, en los dioses Thor (mitología nórdica) o Sucellos (celta) ya era un símbolo de poder.

La peluca británica

En las películas británicas, los jueces de Inglaterra y Gales salen con una extraña peluca que, en cambio, no usan sus homólogos españoles. Se trata de una norma del siglo XVIII, que les obligaba a llevar unas pelucas blancas hechas con crin de caballo, que, sin embargo, se relajó en 2008. En los casos civiles o los relacionados con el derecho de familia ya no es obligatorio su uso, que sólo ha quedado reservado para los asuntos penales (se entiende que protege la intimidad y, por tanto, posibles represalias). El diseño de sus togas también ha sido ligeramente modernizado.


FUENTE: EXPANSION.COM


últimas noticias

Ley 3/2020, de 18 de septiembre, de medidas procesales y organizativas para hacer frente al COVID-19 en el ámbito de la Administración de Justicia.

21 SEP 2020


Resol. de la consejera de Salud y Consumo 15 de septiembre de 2020: medidas temporales y excepcionales en zonas básicas de salud Eixample y Se Viver, Ibiza

17 SEP 2020


Resol. de la consejera de Salud y Consumo 14 septiembre 2020 por la cual se modifican medidas concretas del Plan de Medidas Excepcionales de Prevención, Contención y Coordinación

17 SEP 2020


mostrar todas las noticias

NOTICIAS Y ACTUALIDAD



VIA ALEMANIA, 5, Edificio Juzgados
07003, PALMA DE MALLORCA, ILLES BALEARS


Tel. 0034 971 723 912 · 0034 971 723 913

BÚSQUEDA DE INFORMACIÓN

CONTACTO / INFORMACIÓN LEGAL

© 2020 · Todos los derechos reservados a www.procuradoresdebaleares.es - Diseño Web y desarrollo Webstyle

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continuas navegando, consideramos que acepta su uso. Puedes obtener más información y configurar tus preferencias aquí. Configurar Cookies - Política de privacidad.

SEDES MALLORCA


 Ciudad de Palma

 Vía Alemania, 5- semisótano

 Tel. 971 723 912 / Fax 971 715 941


 Travessa d’en Ballester, 20

 Tel. 971 425 111 / Fax 971 710 349

 Inca

 c/ Pureza, 72

 Tel/Fax 971 883 883

 Manacor

 Pza. Creu Font i Roig, s/n

 Tel/Fax 971 554 452

SEDE MENORCA


 C/ Antoni Juan Alemany, 4

 Tel/Fax 971 351 557

SEDE IBIZA


 C/San Cristòfol,s/n (Edif. CETIS)

 Tel/Fax 971 315 475